9 cosas que no sé hacer (todavía)

Al amigo JR Álvaro González de Viajes, rock y fotos se le ha ocurrido preparar una suerte de competición de a ver quién la quema más gorda. Ni corto ni perezoso ha listado 9 cosas que no sabe hacer y le ha añadido dos de regalo, pero para no quedar como un pringao (qué listuco él) ha dicho ‘que Luisete, el Panchiko y la Cris confiesen también’. Así que nada, ahí van mis nueve cosas y dos más que no sé hacer (todavía).

Buscando el norte en Koh Tao

1. Tener peces. Lo asumí tras las experiencias Pez I, Pez II y Pez III. Todas duraron menos de tres días. DEP.

2. Dejar comida en el plato. Me da mucha pena. Pienso en quien no tiene que comer, en quien ha estado cocinando todo eso… No puedo decir no y si, es un problema, un problema que se llama empacho.

3. La ‘o’ con un canuto. Fotogénica costumbre que siempre se me ha resistido. Ahora que he dejado de fumar es tarde para perfeccionarla. Casi mejor. Solo me salían nubes.

4. Orientarme. ¿Te ha pasado alguna vez que llegas a una ciudad nueva, te dan un mapa y al instante sabes cómo llegar al lugar que quieres? Pues a mi no. Ojo que estoy mejorando (qué remedio), sobre todo gracias a mi amigo el GPS del móvil.

5. Reconocer herramientas. Para mi hay martillo, destornillador y otras cosas. Como no las uso no sé cómo se llaman, y me indigna que mi gente se ría si pregunto por qué el Allen ese se ha dejado las llaves en el garaje. Ni que fuera Brad Pitt.

6. Esquiar. Soy el terror de la pista. Una pista que bajo totalmente atenazada rezando al dios montaña para que en la próxima caída -siempre hay próxima caida- se me suelten los esquís.

7. Bailar tango. Aprenderé. No sé cuándo, no se dónde y no sé con quién pero lo haré. He dicho.

8. Fingir que alguien me cae bien si me cae mal. Aunque los años me van haciendo sutil (un poco sutil, tampoco mucho), si alguien me cae mal –porque es idiota, no me cae mal la gente porque sí– se me nota. Mucho. Demasiado. Jo.

9. Tararear canciones debajo del agua. Tararea una canción debajo del agua y que otra persona la intente adivinar estando también debajo del agua. No es cosa fácil. A mi me sale fatal.

Y ya que me he puesto al lío yo también voy a cerrar la lista con dos más:

10. Jugar al póker. Soy chica de mus. Al mus veo lo que haga falta. ¡Órdago! ¡Aquí! ¡Ahora!

11. Dejar de ver historias que escribir. Donde tú ves templos con monjes yo veo una historia que escribir. Y donde juegas con niños, donde buceas, donde te subes al tren, donde tienes un problema, o donde disfrutas de un atardecer ahí yo, además de lo que ves tú, veo una historia que escribir para la que probablemente quiera sacar unas fotos. Discúlpame, sé que sufro una terrible deformación profesional. Sé que soy periodista las 24 horas del día. No es una elección, no sé dejar de serlo. Es lo que soy.

¡Ah, si, espera! Que se me olvida lo mejor. Quiero que me respondan esto tres mujeres de armas tomar: Inés, AinaraSara (si, si amiga, tú no te libras). Pero y tú, si, si, tú el que estás al otro lado de la pantalla, ¿qué es lo que no sabes hacer (todavía)?

*   *   *   *   *   *   *

Viaja en mi Mochila en directo a través de  Twitter,  FacebookInstagram y YOUTUBE. Si lo prefieres, suscríbete al boletín mensual y recibirás la información más relevante por e-mail una vez al mes. Todas y cada una de las opciones son válidas, gratuitas y contribuyen a que esta web pueda seguir generando contenidos. Apúntate, ¿a qué esperas?

Vuelos baratos a todos sitios

CÓMO ENCONTRAR SEGUROS DE VIAJE BARATOS (por si una de esas cosas que no sabes hacer te manda directo al hospital, ¡qué espero que no!)

14 comentarios en “9 cosas que no sé hacer (todavía)

  1. Pues hay unas cuantas que comparto contigo! La que peor se me da sin duda es la de fingir que alguien no me cae mal. Soy demasiado expresiva! No es cosa buena esa, pero mira, el lado bueno es que así soy mucho más íntegra…

    1. Si, eso seguro Diana. Yo he desarrollado una sutil ‘técnica de huida’ que consiste en pirarme lo más lejos que puedo de esa persona para que así las dos podamos ser felices. No es demasiado sutil pero funciona bastante bien.

  2. Qué lista más genial! Ha sido muy divertido leerla, yo también comparto cosas contigo… He sufrido algún empacho, he leído algún plano del revés (porque sino, no me lo explico) y lo de los peces no lo he probado, pero seguro que fracaso en la experiencia.

    Sin duda, la mejor es la de propina la 11. A mí me pasa bastante, no sé si las 24 horas del día, pero mi mente siempre va escribiendo sin pedir permiso a nadie.

    Un abrazo periodista viajera! 😀

    1. Animate pues Arantxa BL y escribe tu también una lista, ya sabes que son los artículos de moda 😉

      Lo de los peces ya no tiene arreglo (sobre todo para los peces). También me pasó con un par de cactus, sobre todo uno que acabó sucidandose. Pero desde hace dos años tengo un gatito que ya es casi una pantera así que creo que voy mejorando en ‘cuidar cosas’. ¿Estarían los peces enfermos?

  3. Tenemos en común muchas cosas que no sabemos hacer pero…¿cuidar peces? Joder, si es el animal más fácil de cuidar. Lo dejas en una pecera y ya está, no tienes que sacarlo de paseo ni nada por el estilo….

    Coincido en lo de la orientación, lo cual me lleva a pensar que si tú y yo nos fuéramos de viaje acabaríamos perdidos. No sé si esto es bueno o malo.

    Bailar tango no sé pero esquiar es una de las mejores sensaciones que se pueden experimentar para sentirte vivo.

    Gracias por aceptar el reto.

    Un abrazo.

    1. Discrepo en varias cosas. Para empezar los peces son difíciles de cuidar e intuyo que enfermizos. Igual que los cactus.

      Bailar es mucho mejor que esquiar. Te sientes vivo, oyes música y no tienes una posibiliad real de morir cada cinco segundos. Quizá un día aprenda también a esquiar… Pero aún con todo la muerte la tendré más cerca que bailando.

      Y respecto a la orientación la verdad es que cada vez me es menos un porblema (a no ser que tenga prisa). A menudo encuentro que los lugares más interesantes no aparecen en los mapas.

      Ha sido un placer aceptar el reto. Un abrazo, que no el mismo, de vuelta.

  4. Pingback: Turismo en España » Blog Archive » 9 cosas que no sé hacer
  5. yo tengo un par tambien
    1. Manejar un auto, quiero pero me da paja el echo de mantenerlo y con esa plata invertida prefiero viajar
    2. cruzar los Andes lado a lado como sea.
    3. Aprender hacer helados , siempre se me congelan en el frezzer.
    y bueno …….por ahora eso jaja, Saludos !!!

    1. Lo de cruzar los Andes lo veo difícil (que no imposible, todo es ponerse); lo del coche cuestión de prioridades; pero lo del helado es cosa fácil. Mi madre prepara uno de chocolate con la termomix riquísimo Fernando. ¡Prueba!

Responder a JR Álvaro González Cancelar respuesta